BANNER

viernes, junio 05, 2009

UN POCO DE HISTORIA CLARETIANA...

Hemos sido convocados en este día (31 de Mayo), como miembros de esta gran Familia Claretiana, para hacer memoria agradecida del acontecimiento que marcó el inicio del caminar misionero de la Congregación en Argentina: Hace 75 años llegaban a Mendoza las Misioneras Claretianas y fundaban la primera Casa del país, en suelo mendocino. Un año más tarde, el colegio Padre Claret abre sus puertas, brindando desde entonces, en forma ininterrumpida, su servicio educativo destinado a niños y adolescentes de esta querida ciudad.
La alegría y el entusiasmo misionero, en todo tiempo y lugar, hacen desafiar todos los miedos y obstáculos. Así es, como, con el deseo de hacer vida la frase de María Antonia París, “llevar y enseñar a toda criatura la Ley Santa del Señor” (Como signo, dos niños vestidos con los colores misioneros, rojo y azul respectivamente, junto con un adulto, se hacen presente con una cruz y la Palabra.) en España, en el puerto de Cádiz, el 20 de enero de 1934, se encontraron las cinco hermanas destinadas a Argentina, dispuestas a emprender su viaje en el vapor San Agustín. Ellas eran: María Luisa Serna, María Amparo Quirós, María del Pilar Pijuán, María Montserrat y María Ana Gómez.
El mismo Dios las envía a esta grande obra. (Como signo, un niño vestido con el color misionero verde, junto con una Hna. del Buen Pastor, presentan un cuadro con la foto de las cinco hermanas).
17 días de viaje con la esperanza puesta en el buen Dios, fueron los que transcurrieron hasta pisar esta tierra Argentina. El día 5 de febrero de ese mismo año, el Padre Superior Provincial de los Misioneros Claretianos, Lucinio Martínez, junto con otros sacerdotes, acudieron al muelle de Buenos Aires para dar la bienvenida a nuestras hermanas, ofreciéndoles su incondicional ayuda y su fraternal cariño. Inmediatamente las acompañaron a la comunidad de las Hermanas del Buen Pastor, quienes las acogieron con mucha disponibilidad.
En Mendoza el 9 de febrero, los Padres Claretianos: Pedro Serra, Mariano Pérez y Antonio Salamero, esperaron la llegada de las hermanas. (Sonido de tren) (Como signo, un niño vestido con el color misionero amarillo, junto con un adulto presentan un corazón con manos de los colores misioneros)
Ya de día, entra el tren en la estación. Un coche tirado por caballos lleva a las hermanas hasta la Parroquia Inmaculado Corazón de María. Al entrar en la Iglesia los acordes del armonio resonaron en el Templo y la comunidad se llenó de alegría. Después de celebrar con grande gozo la Eucaristía, los Padres las acompañaron a la residencia de las religiosas del Buen Pastor, dónde habrían de hospedarse hasta el traslado a la casa propia.
Nueve meses y veinte días después, fue el tiempo que Dios dispuso para que las hermanas se instalaran en su propia casa. El 29 de noviembre dejan la residencia del Buen Pastor, donde han sido tratadas con tanta atención y cariño.
El día 13 de noviembre el Arzobispo de Cuyo, Monseñor José Orzali, bendice la casa y deja establecida canónicamente la comunidad. (Como signo, un niño vestido con el color misionero blanco, junto con un adulto presentan una foto del colegio y un racimo de uvas).
31 de Mayo de 2009, día de la Vocación Claretiana, damos inicio al año jubilar, año de alegría. En la Biblia se denomina así el año de Gracia, propio de la tradición judía, que aportaba una gran renovación espiritual y social.
En este año jubilar, queremos dar gracias a Dios por esta grande obra que comenzó hace 75 años atrás.
Como expresión de este tiempo de júbilo, realizaremos juntos el signo de abrir la puerta de nuestra capilla, simbolizando la apertura de nuestros corazones a la gracia de Dios, que nos llama a la renovación constante de nuestro ardor y entrega misionera y como memoria agradecida por el nacimiento de la “obra nueva” de las Misioneras Claretianas en Argentina, llamadas hoy a escribir otra página en nuestra historia de presencia misionera en Mendoza.
El P. Javier Grosso, Superior de los Misioneros Claretianos del Santuario del Challao y la Hna Ana María, Superiora de las Misioneras Claretianas en Mendoza, realizaron este simbólico gesto rememorando aquellos inicios en 1934.
A continuación les dejamos que disfruten las fotos del 31 de Mayo, 2009.
Y para los más nostágicos... les dejamos un pequeño video realizado en el año 2007 por las actuales alumnas de Segundo Polimodal con motivo de celebrarse el Bicentenario del Natalicio de nuestro Fundador... En ella pretendimos recorrer década tras década los principales momentos vividos en nuestro querido Claret... Si te interesa la versión completa... sólo debes ponerte en contacto con nosotros... Que lo disfrutes !!! video

No hay comentarios.: